miércoles, 15 de abril de 2015

Enfermedades que triunfan en los Oscars

Ni que decir tiene lo mucho que me he emocionado con varias películas de los Oscars de este año. Entre ellas, particularmente las que tratan sobre enfermedades, que como era de esperar han ganado por goleada. Aunque esto no tiene mucho que ver puesto que hay ocasiones en las que no he estado de acuerdo en absoluto con los ganadores elegidos.

Destaco personalmente Siempre Alice, una súper conmovedora biografía sobre el Alzheimer precoz. No es de extrañar que la actriz protagonista, Julianne Moore, se llevara el Oscar a la mejor actriz con un papel inmejorable. No pude estar más de acuerdo. No quisiera revelar nada al respecto. Simplemente hay que dejarse llevar por la trama y lo emotivo de la evolución de la enfermedad en el contexto familiar y todo lo que ello implica. Recuerdo de esta película con especial claridad su banda sonora y un poema de  Elizabeth Bishop, "El arte de perder" ("The art of losing"):


"El arte de perder no es muy difícil;
tantas cosas contienen el germen

de la pérdida, pero perderlas no es un desastre.

Pierde algo cada día. Acepta la inquietud de perder

las llaves de las puertas, la horas malgastadas.
El arte de perder no es muy difícil.
Después intenta perder lejana, rápidamente:
lugares y nombres y la escala siguiente
de tu viaje. Nada de eso será un desastre.
Perdí el reloj de mi madre. ¡Y mira! Desaparecieron
la última o la penúltima de mis tres queridas casas.
El arte de perder no es muy difícil.
Perdí dos ciudades entrañables. Y un inmenso
reino que era mío, dos ríos y un continente.
Los extraño, pero no ha sido un desastre.
Ni aún perdiéndote a ti (la cariñosa voz, el gesto
que amo) me podré engañar. Es evidente
que el arte de perder no es muy difícil,
aunque pueda parecer (¡escríbelo!) un desastre."


De igual modo también me estremeció enormemente la historia de Stephen Hawking "La teoría del todo", otra biografía en el seno de la Esclerosis Lateral Amiotrófica, horrible enfermedad donde las haya, y su gran capacidad de superación. De esta también me quedo con su magnífica banda sonora, la frase "Mientras haya vida hay esperanza" y el título que dio a su libro "A brief history of time" ("Una breve historia del tiempo").

:)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada